Blog del Narco

Síguenos en: TwitterTelegramFacebookInstagram

Todo comenzó porque el equipo de Béisbol del Chueco perdió, se enojó, levantó a dos hermanos jugadores contrarios y le prendió fuego a su casa


Chihuahua.- José Noriel Portillo, alias "El Chueco", secuestró a dos beisbolistas antes de asesinar a los dos jesuitas y un guía de turistas en la comunidad de Cerocahui, ubicada en la Sierra Tarahumara de Chihuahua, de acuerdo con la Fiscalía General del Estado (FGE).

El fiscal de Chihuahua, Roberto Fierro, explicó que un pleito tras la derrota de un equipo de beisbol patrocinado por el líder criminal detonó el secuestro de dos jugadores y el posterior asesinato de los sacerdotes jesuitas Javier Campos y Joaquín Mora.

La investigación de la FGE indica que la mañana del lunes 20 de junio de 2022, "El Chueco" llegó a Cerocahui en busca de los hermanos Paul Osvaldo y Armando Berrelleza Rábago, quienes jugaron en el partido de beisbol del día anterior, en el equipo ganador.
Hermanos Beisbolistas levantados por el mal perdedor El Chueco, el CDS lo debe y tiene que entregar

El líder criminal vinculado al Cártel de Sinaloa fue hasta la casa de los beisbolistas, donde hirió a uno de ellos de un balazo para después secuestrarlos e incendiar su vivienda.

"Se había llevado a cabo un juego de beisbol en el que participó un equipo patrocinado por 'El Chueco', y tras haber sido derrotado se generó una disputa con el otro equipo, en el que contendían los hermanos Paul y Armando", explicó el fiscal del Estado.

Roberto Fierro añadió que tras estos hechos se reportó la desaparición de una mujer y un menor de edad, ambos familiares de los beisbolistas, aunque luego se pudo comprobar que se fueron del lugar por su propio pie y se encuentran a salvo.

Horas después de secuestrar a los deportistas, "El Chueco" se trasladó al hotel de Cerocahui, donde se topó con el guía de turistas Pedro Palma, a quien también secuestró.

Sin embargo, el guía turístico logró escapar y buscó refugio en la iglesia del pueblo, hasta donde lo siguió el líder criminal para asesinarlo. Fue allí donde presuntamente ocurrió el triple homicidio, pues tras ejecutar a Pedro Palma "El Chueco" también acabó con la vida de los dos sacerdotes jesuitas.

De manera extraoficial, el sacerdote Javier Ávila, quien presenció lo ocurrido, relató que tras matar a los jesuitas "El Chueco" platicó con otro padre durante una hora, con quien se confesó y hasta pidió perdón por matar a los jesuitas Javier Campos Morales y Joaquín César Mora, así como al guía turístico.

"Le disparó al sujeto y uno de los padres corrió a auxiliarlo espiritualmente, cuando se acercó le disparó también. El otro sacerdote se le puso enfrente diciéndole 'tranquilo, qué te pasa', y también lo mató", relató el padre Ávila en entrevista con Ciro Gómez Leyva.

"El Chueco" habría comenzado asesinado al guía de turistas, luego hizo lo mismo con los dos jesuitas y finalmente se detuvo ante el sacerdote Jesús Reyes, con quien platicó cerca de una hora e incluso le pidió perdón por los crímenes.

"El delincuente se quedó desconcertado y se puso a platicar con él, le pidió perdón y confesión. Estuvieron platicando una hora en el patio interior de la casa parroquial", relató el sacerdote que atestiguó los hechos.

Durante la charla, el padre Reyes supuestamente negoció con "El Chueco" para que dejara los tres cuerpos dentro de la iglesia, pero hombres armados se los llevaron en camionetas.

Los cuerpos de los jesuitas y el guía turístico permanecieron desaparecidos hasta el miércoles 22 de junio, cuando fueron localizados en la comunidad de Pitorreal, a unos 80 kilómetros de Cerocahui. 

Sin embargo, los hermanos beisbolistas secuestrados por "El Chueco" siguen desaparecidos, mientras el líder criminal continúa prófugo de la justicia.

Ante el eco mediático del caso, la Fiscalía de Chihuahua anunció una recompensa de hasta 5 millones de pesos a quien aporte información que conduzca a la captura de José Noriel Portillo, quien desde 2018 cuenta con una orden de aprehensión por el asesinato del turista estadounidense Patrick Braxton.

4 Comentarios

avatar

Jajajajaajajajs el pendejo calentó la plaza por un partido 🤣🤣🤣🤣

avatar

El mismo cartel lo va a entregar! Ya si no es pieza clave en el cartel, lo van a ejecutar

avatar

"Ese hombre ya esta muerto nomas no le han avisado".

avatar

Benditas narco limosnas

 

Escribe lo que deseas encontrar y presiona Enter